fbpx
Economía

El CEO de Lenovo Iberia nos habla del éxito de los portátiles Thinkpad para el teletrabajo: “Lo hemos vendido absolutamente todo. ¡Miles!”

El CEO de Lenovo Iberia nos habla del éxito de los portátiles Thinkpad para el teletrabajo: "Lo hemos vendido absolutamente todo. ¡Miles!"


Madrid
27/07/2020 – 11:25

La imposición del teletrabajo por el coronavirus ha supuesto un revulsivo inesperado para todo el sector tecnológico, el cual ha tenido que dar respuesta a las necesidades de empresas y particulares para facilitar el empleo a distancia. Así, compañías como Lenovo han registrado un boom de ventas durante el confinamiento, un porcentaje que cifran en un 70% más en portátiles profesionales (si se comparan los periodos de enero a junio de 2020 con las mismas fechas del año anterior). Status entrevista a Alberto Ruano, director general de Lenovo Iberia, para compartir con él el éxito de la compañía, en particular, y del sector tecnológico en general. El ejecutivo, sin embargo, no quiere desaprovechar la ocasión y resalta la labor que su sector ha realizado durante estos meses en la misión de contribuir a la conectividad de las personas: “Desde Lenovo, estamos ayudando a todas las empresas, instituciones, hospitales y particulares que necesiten de acceso a tecnología”, sentencia.

Entonces, ¿han tenido unas cifras de venta buenas?

Hay que separar dos sectores: el de consumo y el de la parte profesional; pero en general el mercado ha subido en ambos sectores. Lo que ocurre es que los que tenían las tiendas cerradas han tenido que desarrollar sus ofertas por Internet de una forma en la cual el cliente se sintiera bien atendido e hiciera las compras online, que es el canal que más a subido. En el área profesional, en concreto, nos hemos topado con empresas donde sus proveedores de dispositivos habituales no tenían y han acabado comprando online en el retail. Ha sido un momento de muchísima demanda, de escasez de producto porque ningún fabricante espera tal demanda. Lenovo, por suerte, sí estuvo muy bien preparado, teníamos mucha disponibilidad.

“Para la industria los meses de marzo, abril y mayo han sido muy buenos, en general. Y lo siguen siendo, no con esos picos de crecimiento, pero lo siguen siendo”

¿Llegaron a tener problemas de suministro?

Nosotros no hemos tenido problemas de stock. Hemos entregado todo lo que nos han pedido, pero la industria en general sí ha tenido dificultades. Hubo un momento en que todo el mundo necesitaba dispositivos. Además, el teletrabajo ha venido para quedarse, entonces, en casa ya quieres tener un portátil mejor al que tenías antes porque quieres que la batería te dure más, que la pantalla sea más grande o que sea más rápido. Si antes en casa solo estabas una hora delante del ordenador, ahora estás ocho. Por todo ello, no solo ha crecido la compra de nuevas unidades, sino la sustitución de los antiguos por un dispositivo mejor. Y nos hemos dado cuenta que el portátil ya forma parte de esos elementos más importantes que puede tener una persona, junta a la casa, el coche o el teléfono móvil. Si haces una encuesta y preguntas: ¿qué te llevarías a una isla desierta? Pues una de las cosas sería un portátil.

Entonces, ¿ha sido ese el producto más vendido del confinamiento?

Los portátiles son el sector que más ha crecido. Los ordenadores de sobremesa, puedes entender que no. Porque no te vas a ir a teletrabajar con un ordenador de esas dimensiones ni vas a enviar a los niños a estudiar con eso. Entonces, sí que ha habido una caída de ventas en este sector. Portátiles y tabletas han subido mucho. Pero, la estrella ha sido el ordenador portátil a través de una venta online, pero, sobre todo, a través del canal profesional, que con el teletrabajo se disparó hacia cifras increíbles. Para la industria los meses de marzo, abril y mayo han sido muy buenos, en general. Y lo siguen siendo, no con esos picos de crecimiento, pero lo siguen siendo.

“A día de hoy, todos los miembros de una familia quieren tener su ordenador personal, ya no existe el de la familia, porque yo tengo mis cosas y no quiero compartirlas con nadie”

Y en esa área profesional, la gama ‘ThinkPad’ de Lenovo ha sido la estrella…

Esto es histórico. Cuando Lenovo compra IBM, la marca de sus ordenadores pasó a ser Lenovo y la gente no tenía ni idea. Entonces, nosotros empezamos a hacer encuestas de reconocimiento de marca y preguntabas: “¿Conoces Lenovo?”. Y te decían que no, pero si preguntabas por ThinkPad, contestaban que sí. Entonces, esta marca ya tenía un calado en la industria por su robustez, fiabilidad, durabilidad, duración de batería, pantalla. Entonces, la mayoría de las empresas a nivel internacional optaban por ThinkPad porque cuando se viajaba había muchos problemas de robustez en los equipos y esta gama no fallaba. Se fue haciendo una imagen importante de credibilidad en el mercado y hoy en día podemos decir que, para los profesionales que tienen mucha movilidad, es su primera opción. ¿Cuántas unidades hemos vendido? Absolutamente todo. ¡Miles! No te podría decir el dato exacto. Habremos multiplicado por cinco las ventas del ThinkPad.

¿Los ordenadores profesionales son su área principal de negocio?

Si hubiéramos hablado en noviembre de 2019, en la campaña de Navidad, te hubiera dicho que el sector del gaming tiene un peso importante y el monitor es importante para jugar. Sin embargo, a día de hoy, todos los miembros de una familia quieren tener su ordenador personal, ya no existe el de la familia, porque yo tengo mis cosas y no quiero compartirlas con nadie. Dentro de la desgracia del Covid, el sector informático se ha beneficiado mucho de las necesidades de la conectividad de la gente. El ordenador es el que nos ha permitido relacionarnos entre nosotros.

De esta manera, ¿se han planteado un cambio de estrategia a raíz de la pandemia del Covid?

Aquí tenemos que ser bastante cautos. Yo traslado a los directivos de la empresa que la vuelta a la normalidad es necesaria, ir a la oficina, pisarla, es nuestro referente. No te puedes llevar el trabajo a casa y hacer que tu casa sea la oficina porque tu hogar es para disfrutar con la familia. Pero como sé que el teletrabajo ha venido para quedarse, lo que sí que tenemos que intentar es en su justa medida. Yo soy partidario de teletrabajar en casa un día o dos a la semana si fuera necesario, y ahorrarse reuniones presidenciales o viajes, pero no podemos perder el referente de la oficina ni el de las relaciones personales.

comentariosforum0WhatsAppFacebookTwitterLinkedin



Source: eleconomista.es (Noticias destacadas por elEconomista)

Related posts

Un nuevo concursante entra a ‘GH VIP’ para dejarles “petrificados” y todo apunta a Diego Matamoros

admin

Telefónica, multada con 750.000 euros por subidas de precio con Movistar Fusión

admin

“Aula Fundación Konecta–UCM”, 10 años fomentando el acceso de las personas con discapacidad intelectual a las TIC

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.