fbpx
Argentina países

Coronavirus, cuarentena y la recuperación del planeta

Coronavirus, cuarentena y la recuperación del planeta



En una carta de lectores del día 22 de mayo se manifiesta la idea de hacer un mes de cuarentena anual para terminar con el calentamiento global. Sustentan esos argumentos algunos indicios en apariencia alentadores: ha disminuido el agujero de ozono, en distintas capitales y grandes ciudades del mundo aparecen animales no vistos en años, en la India desde Nueva Delhi, y luego de mucho tiempo, en los días claros se puede ver el Himalaya, en Venecia las aguas están limpias, entre otros.

Montañas que ahora se ven desde una gran distancia gracias a la menor contaminación. En la imagen, la cordillera del Himalaya. (Foto: AFP)

Esta opinión no tiene en cuenta el costo social y económico de la propuesta: aumento de la desocupación, cierre de empresas, trastornos psicológicos, hambre y miseria por muchos años.

Yo siento una gran admiración por la ciencia ecológica y por los ecologistas. Solo por algunos: los que son coherentes con sus ideas. Por eso, me permito brindar algunos ejemplos de porqué para un verdadero ecologista la acción debe comenzar por casa.

Mirá también

 ¿El consumo de combustibles fósiles debe disminuir? Entonces deseche su automóvil y use el transporte público. No viaje en avión, pues el consumo de combustible es tan alto que la parte proporcional de un pasajero equivale a muchos meses de lo consumido usando su auto particular. Beba agua de la canilla, pues el gasto de energía por cada sorbo de agua mineral es 10 veces mayor. Considere el flete de hasta de miles de kilómetros desde la cordillera, o tenga en cuenta el embotellado, entre otros factores.

No use pañales descartables, ya que son la mayor fuente de contaminación en las grandes urbes. Lave y friegue los de tela.

Mirá también

Solo cambie su celular cada varios años: los basureros tecnológicos son altamente contaminantes.

Si usted no aplica algunas de estas ideas (o muchas otras, pero que sean de acción personal no declamativas o de portación de pancartas) es solo un ecologista de “cotillón”.

Mirá también

Si queremos que la ecología mejore debemos trabajar duro para ello. Pero no será parando la economía y haciendo que dejen de girar los engranajes del capitalismo, que mal que mal ha permitido que seamos 6.000 millones de personas que podemos abrigar la esperanza de llegar algún día a una sociedad más justa.

Si ese día llega, quizás el agujero de ozono desaparezca, los indios puedan ver el Himalaya, todos podamos ver el cielo sin smog en una noche estrellada y algunos afortunados podrán nadar en el Riachuelo.

Emilio Hansen

[email protected]

OTRAS CARTAS

Le pide al Presidente que no tenga miedo

Presidente Alberto Fernández. (Foto: Alejandro Pagni/ AFP)

Alberto, no tengas miedo. Sabemos que hiciste todo lo posible por cuidarnos, por evitar los enfermos y las muertes. Pero hoy es mayor el miedo a no poder comer que a enfermarnos.

Porque el hambre nos golpea la puerta, pero la enfermedad está ahí afuera. Con el hambre me muero y no puedo evitarlo. Con la enfermedad puedo cuidarme. Nadie te va a culpar por las muertes. Sabemos que enfermará quien no se cuide o no pueda cuidarse, quien no se tape la boca, quien no se lave las manos, quien no siga los protocolos.

Mirá también

Soy profesional del rubro de la construcción, tengo 47 años y hace más de 60 días que no tengo ingresos. Ya no puedo pagar los impuestos. No califiqué para el IFE. Estoy viviendo de lo que me prestan y solo consumo alimentos para mí y para mi hijo de 9 años.

No puedo pedir un crédito porque no sé cuando volveré a tener ingresos. No me angustia quedarme en casa para cuidarme, pero ya no duermo por no tener para comer. Sabemos que nos cuidás. Y podemos cuidarnos al salir. Necesitamos comer. Necesitamos trabajar

Andrea Condurso

[email protected]

Sobre la angustia y los funcionarios

Comercios cerrados en San Martín debido a la cuarentena. (Foto: Marcelo Carroll)

¿Con qué cara funcionarios que cobran el primero de cada mes sus sueldos pueden referirse al resto de los argentinos como equivocados?

¿Somos conscientes en el sector público de lo que cuesta tener un negocio, un emprendimiento o ser un profesional autónomo? ¿Piensan que la gente quiere salir a enfermarse? ¿Que les divierte el riesgo? ¿Que no les preocupa perder familiares? ¿Que son caprichosos?

En el sector público deberíamos implementar evaluaciones de cómo llevar a cabo un negocio, cómo hacer para cumplir obligaciones tributarias, cómo pagar sueldos, cómo calcular costos para ser rentables.

Mirá también

Ahí esta la angustia. En tener que decirle a un empleado que no podés pagarle el sueldo. Tener que decirle al propietario de tu local que lo devolvés porque no sabés cómo pagarle. Llenar mil formularios para tratar de acceder a créditos que no llegan. Eso es triste y angustiante. No solo la clase media la tiene difícil, el IFE no alcanza y las changas no existen. Mucha gente no le puede dar de comer a sus hijos.

Nadie dice que nos olvidemos de lo sanitario, nadie dice que esto no es peligroso y riesgoso. Nadie quiere morirse de Covid-19. Nadie pide que seamos ni Brasil ni Estados Unidos ni que nos comparemos con Suecia o Noruega. Los planteos de la sociedad son tener un plan de salida, buscar alternativas. Siempre la peleamos. Esto es angustiante y difícil para todos.

Juan Manuel Gómez Margeri

[email protected]

Dice que somos una sociedad difícil para seguir las reglas

Si bien el respeto a la cuarentena es mayoritario, “siempre hay irresponsables”, asegura el lector. (Foto: Maxi Failla)

Disiento con algunos gobernantes en la idea, de por lo menos hasta hace unos días, de confiar en los ciudadanos para el control de la pandemia. No somos una sociedad confiable en un 100%. La gran mayoría nos cuidamos y cuidamos al otro, pero siempre hay irresponsables.

Mirá también

Somos una sociedad difícil que no aceptamos seguir las leyes. Por ejemplo, somos incapaces de respetar un carril exclusivo. Hace unos días advertí en un retén de Gendarmería en Acceso Oeste que sobre el carril exclusivo de sanidad y seguridad circulaba una camioneta con andamios y tirantes para la construcción. Lo dejaron pasar. Cuando comenté “Cómo puede ser que no respetemos lo mínimo”, el uniformado me dijo que era “de seguridad”.

Mirá también

En los barrios en Merlo y Moreno veo gente reunida sin problemas. En la Ciudad de Buenos Aires los medios de transporte eran para personal esencial. ¿Quién controla esto?

Cuando con el aumento de contagiados se debe retroceder, lo que se pierde es un logro realizado con gran esfuerzo de muchos ciudadanos. Esa pérdida es responsabilidad de los vivos de siempre y de los que no hacen bien su trabajo.

Jorge Daniel Ferreyra

[email protected]

En contra de cerrar el aeropuerto El Palomar

Aeropuerto El Palomar. (Foto: Rafael Mario Quinteros)

Ante los intentos de cerrar el aeropuerto El Palomar quiero decir que es un lugar de trabajo para mucha gente y accesible. Además, posibilita operar a las aerolíneas low cost que permiten que la clase media pueda volar.

Mi experiencia es excelente. Me facilita, desde la cercanía y el costo, viajar por trabajo y también para visitar a mi pareja en Neuquén.

Mirá también

Creo que las razones por las cuales se busca el cierre definitivo son débiles, poco empáticas y, en muchos casos, mentiras. Prefiero no citar intereses políticos, para no entorpecer este mensaje. Por eso hoy, en situación de pandemia, estando tan vulnerables las aerolíneas en general y sobre todo las low cost, tiene un tinte muy amargo pretender este cierre.

Este intento es una prueba más de que los intereses de pocos perjudican a muchos: pasajeros, comerciantes, turismo federal, aerolíneas, trabajadores del aeropuerto, taxistas, empresas de combi y estacionamientos, entre otros.

Lucía Marcenaro

[email protected]

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Sources:
clarin-com

Related posts

Coutinho, principio de acuerdo con el Bayern | Deportes

admin

Tráiler atropella motociclista

admin

Científicos españoles logran curar la fibrosis pulmonar en ratones

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.