países Spain

Elecciones 10-N: Los partidos exhiben el bloqueo político en el primer debate electoral | España

Elecciones 10-N: Los partidos exhiben el bloqueo político en el primer debate electoral | España



Los asistentes al debate atienden al regidor del programa poco antes de dar comienzo. En vídeo, los mejores momentos del debate. FOTO VÍCTOR SANZ / VÍDEO VIRGINIA MARTÍNEZ (EDICIÓN), TVE (IMAGEN)

Todos contra el PSOE. A pesar del nutrido primer debate de la campaña electoral, con los portavoces de los siete partidos con grupo parlamentario en el Congreso, el protagonista no estaba anoche en ninguno de los atriles. El presidente en funciones y candidato del PSOE a las elecciones del 10-N, Pedro Sánchez, fue el epicentro de las críticas del resto de partidos, que le culparon de la repetición electoral.

La portavoz del PSOE, Adriana Lastra, se vio obligada a despejar los ataques en un debate que volvió a mostrar las enormes diferencias entre los partidos que llevaron a la repetición electoral desde el 28-A. Para el final quedó lo que, en resumen, es el principio de todo, lo que ha obligado a entrar de nuevo en la rueda de la campaña electoral: los pactos. No se resolvió en una hora aquello que no se resolvió en los meses que fueron entre las elecciones del 28 de abril y la convocatoria en septiembre de esta nueva cita con las urnas. Estaban los portavoces de los siete partidos —PSOE, PP, Ciudadanos, Unidas Podemos, Vox, ERC y PNV— ya más cómodos con lo que los tiempos y la conversación fluyó mejor, lo que no significó que fuera más clarificador. Si las encuestas aciertan y, como cabría pensar, no hay mayorías claras tras un nuevo paso por las urnas, la situación arrancará desde el mismo punto de bloqueo en el que partió.

Para el final quedó lo que, en resumen, es el meollo de la cuestión, lo que ha obligado a entrar de nuevo en la rueda de la campaña electoral: los pactos. Y no se resolvió en una hora aquello que tampoco se resolvió en los meses que fueron entre las elecciones del 28 de abril y la convocatoria de esta nueva cita con las urnas. Los portavoces de los siete partidos —PSOE, PP, Ciudadanos, Unidas Podemos, Vox, ERC y PNV— se mostraron relativamente cómodos con los tiempos y la conversación fluyó mejor, lo que no significó que fuera del todo clarificadora. Si las encuestas aciertan y, como cabría pensar, no hay mayorías claras tras un nuevo paso por las urnas, la situación arrancará desde el mismo punto en el que acabó en septiembre: en pleno bloqueo.

Irene Montero, portavoz de Unidas Podemos, acusó al PSOE de usar la crisis en Cataluña para buscar el pacto con el PP tras el 10-N. Un asunto que su líder, Pablo Iglesias, ha repetido una y otra vez a lo largo de los últimos días. Montero acusó a Sánchez de haberse ido de vacaciones todo el mes de agosto en lugar de negociar un Gobierno de coalición para desbloquear la investidura. “Parece que nosotros no hicimos una propuesta de coalición, y sí la hicimos”, le recordó la portavoz socialista, Adriana Lastra, antes de repasar ante las cámaras la última oferta del PSOE en julio: una vicepresidencia y tres ministerios, que Unidas Podemos rechazó por falta de competencias. Ese ha quedado en el relato como el momento de ruptura de las negociaciones entre los socialistas y la formación liderada por Iglesias durante la investidura fallida. “La revolución se hace en el BOE, no en Twitter”, contraatacó Lastra.

El resto de partidos se sumaron a esa ceremonia del desconcierto que a día de hoy son los posibles acuerdos de cara a la investidura. Vox acusó al PP de tener intención de pactar con el PSOE. “Nosotros no le vamos a dar la abstención al PSOE”, afirmó tajante Cayetana Álvarez de Toledo, que poco antes ya había dicho que en su partido caben distintas opiniones y no es “una secta” como Unidas Podemos. Inés Arrimadas, portavoz de Cs, se mostró partidaria de forjar un gran pacto de gobierno con el PP. Así dio pie a Álvarez de Toledo a recordarle que rechazaron la coalición con los populares que tantas veces ha ofrecido Pablo Casado a Albert Rivera en los últimos meses.

De izquierda a derecha, Cayetana Álvarez de Toledo, Aitor Esteban, Iván Espinosa de los Monteros, Irene Montero, Gabriel Rufián, Inés Arrimadas y Adriana Lastra. En vídeo, los mejores momentos del debate. En vídeo, los siete minutos de oro de los portavoces. FOTO BORJA B. HOJAS (GETTY) / VÍDEO VIRGINIA MARTÍNEZ (EDICIÓN), TVE (IMAGEN)

El debate, celebrado en RTVE y conducido por Xabier Fortes, arrancó con el desafío independentista, que tras la sentencia del procés ha copado también las primeras horas de la campaña. Y los partidos salieron en tromba contra el PSOE por su gestión de la crisis. “Torra aprieta y usted cede. Su plurinacionalidad es humo y más fuego”, dijo Álvarez de Toledo. “Cataluña es la excusa para pactar con el PP”, expuso Montero, de Unidas Podemos. “Sánchez es un chollo para el independentismo”, abundó Arrimadas. “En Cataluña se ha perdido el control mientras se está dando un golpe de estado en sesión continua”, alertó el portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Monteros.

Tras la crisis catalana llegó el turno de una futura crisis económica: los bloques quedaron más compensados ante los riesgos de una nueva desaceleración. Los partidos de la derecha se aplicaron en tratar de mostrar la “incapacidad” de la izquierda para gestionar la economía. “Si usted supiera” esto, “si usted supiera” lo otro, le dijo en varias ocasiones Espinosa de los Monteros, de Vox, a Irene Montero, como dando a entender que ella no sabía nada. “Para hablar de economía con un socialista hay que ser prudente”, dijo en la misma línea Álvarez de Toledo, que anunció “una revolución fiscal con una gran bajada de impuestos”.

Tanto el PP como Cs y Vox sacaron a relucir en el debate una batería de rebajas fiscales, a pesar de que la deuda pública española roza el 100% del PIB y de que el déficit público está entre los más abultados de Europa. Lastra se defendió pasando al ataque: “Nuestra economía crece por encima de la media europea”, respondió, tras recordar que la actual cifra de paro —en torno al 14%— es la mejor desde el año 2008. Montero, por su parte, se sumó también en el área económica al ataque contra los socialistas al acusar al PSOE de decir en campaña lo contrario a lo que hacen cuando llegan al Gobierno, en referencia a la promesa de derogar la reforma laboral del PP.

Zanjados los capítulos del procés y la desaceleración, los portavoces entraron en calor y protagonizaron el déjà vu de la noche, en un enfrentamiento protagonizado por Álvarez de Toledo que sirvió para meter de lleno a Irene Montero en un debate en el que hasta el momento se había mantenido un poco al margen. Se hablaba sobre feminismo y violencia machista cuando la popular volvió a decir la que hace seis meses fue su frase más polémica. “No todo lo que no sea un sí es un no”, repitió ayer. Una frase que le afearon Gabriel Rufián, de ERC, Lastra y la propia Montero, que le pidieron una rectificación. El rifirrafe sobre feminismo volvió a dejar encontronazos entre los partidos. “Las mujeres ni nacemos víctimas ni socialistas. Tenemos que ser educadas para ser fuertes y no pensar que todos los hombres están al acecho para hacernos daños”, profirió Álvarez de Toledo.

El primer debate de campaña —que durará una semana en lugar de las dos de costumbre— fue la antesala de la cita del lunes entre los candidatos. Los 130 minutos de este primer round televisivo dejaron alguna frase redonda, bastante bilis y pocas, muy pocas certezas. El lunes llega el plato principal.

Las frases del debate

Adriana Lastra (PSOE): “Hay una derecha tramposa que está haciendo una campaña sucia”. “En 40 años de democracia no ha habido gran coalición y tampoco la habrá esta vez”.

Cayetana Álvarez de Toledo (PP): “Quiero dar las gracias a Sánchez por darnos la opción de ganar las elecciones”. “No vamos a darle la abstención al PSOE”.

Inés Arrimadas (Cs): “Sánchez es bloqueo”. “Cero derrotismo: no damos por hecho que gobernará el PSOE, empieza a oler a lo que sucedió en Andalucía”.

Irene Montero (Unidas Podemos): “El próximo Gobierno tiene que ser de coalición y el único que no lo acepta es Pedro Sánchez”.

Aitor Esteban (PNV): “Quizá no haya gran coalición, pero puede haber acuerdo de investidura”.

Gabriel Rufián (ERC): “Proponemos una mesa de diálogo, a la que iremos con dos propuestas: ley de amnistía y referéndum”.

Iván Espinosa de los Monteros (Vox): “Los menores no acompañados están aterrorizando a las mujeres, a nuestros hijos e incluso a algunos hombres”.

clubwifiusa


Sources: elpais.com

Related posts

Aerolínea Fly Jamaica enlazará a Guyana y Cuba

admin

Apertura de RBK

admin

Varela a favor de los derechos civiles de parejas del mismo sexo

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.