Cultura

Humillación «histórica» en ‘GH Vip’

Humillación «histórica» en 'GH Vip'


Se supone que el espíritu de ‘GH Vip’ es que el público va a conocer a las ‘celebrities’ sin disfraces, sabrá cuales son sus reacciones primarias, les verá expresar sus sentimientos, averiguará sus frustraciones… Fuera caretas es la premisa. O lo era, porque está claro que quienes se han quitado la máscara son sus responsables que ya no dudan en decir claramente que allí se va a trabajar. Y si la audiencia no detecta al que no da juego, mejor marcarle explícitamente. ¿No han vendido durante décadas que en la casa de Guadalix hay que ser uno mismo? ¿Qué no hay que actuar? Pues parece que eso es lo que están exigiendo este año a sus Vips.

Jorge Javier Vázquez adelantó que la última gala iba a ser «histórica». En ella se iba a elegir al «mueble de la casa» por primera vez en la historia del concurso. Y así se hizo. Más 160.000 espectadores otorgaron a Noemí Salazar el dudoso título y, para culminar la humillación, decidieron embalar a la ‘agraciada’ en una caja de cartón rebajándola ante toda España. «Lo siento mucho y pido disculpas a los que esperaban más de mí», se excusaba la muchacha un tanto confundida. A Antonio David Flores ya le habían puesto las pilas hace unos días y aquello no era sino otro aviso a navegantes, esta vez con disfraz incluido.

Queda diáfano que aquel espíritu de ‘Gran Hermano’ se ha esfumado. Ahora se busca satisfacer las emociones primarias del respetable con el objetivo claro de seguir haciendo caja. Y no hay objeciones, pero no vendan otras motos. ¿Estamos pidiendo a los habitantes de la casa que finjan? Vale, pero no nos quejemos acto seguido de que hay montajes o dramas excesivamente teatralizados. La naturalidad en este formato ha pasado a la historia. Que los tertulianos o los espectadores hablen de ‘muebles’ está bien, pero trasladarlo a la casa es contaminar la esencia del formato. Si me castigan por ser como soy procuraré falsearme a mi mismo.

Quizá es mejor abrazarse a historias rocambolescas y sobreactuadas como la del Maestro Joao con Pol Badía y su otro amante al que no le gustaban las cámaras, pero que ya se ha dado a conocer en ‘Mujeres y hombres y viceversa’. «Me duele mirarte» o «no puedo arrancarme el corazón y tirarlo» son algunas de las sentencias que se dedicó el dúo ante la atónita mirada del resto de concursantes, alguno de los cuales ya les acusa de «montajistas». ¿Y qué? Si dan juego, ¿no? Me va a costar creerme cualquiera de las historias que ocurran a partir de ahora en ‘GH Vip’ sabiendo que animan a sus habitantes a buscar un protagonismo forzado. Aunque lo cierto es que la audiencia manda y, a tenor del increíble share que logran a diario, está claro que su fórmula funciona. Seguramente seré yo el equivocado.

Por lo demás, Mila Ximénez se vino abajo durante la gala, «esto está siendo muy difícil», decía llorando la colaboradora de ‘Sálvame’; Alba Carrillo prefiere callarse a liarla, aunque a veces se sienta como ‘Cenicienta’ fregando platos; y Estela Grande se salvó de las nominaciones, dejando a Adara e Irene Junquera en la cuerda floja.



Sources:
elcorreo.com

Related posts

Harvey Weinstein acuerda pagar 25 millones a 30 víctimas

admin

Las princesas Disney se rebelan

admin

Lord Bishop Rocks comprimiendo el rock de estadio en un bar

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.