países Spain

Consulte cuánto cuesta alquilar en las grandes ciudades de España: Boadilla, Pozuelo y Sant Cugat, las más caras | Economía

Consulte cuánto cuesta alquilar en las grandes ciudades de España: Boadilla, Pozuelo y Sant Cugat, las más caras | Economía



El mercado de alquiler gana solidez estadística. Un boletín especial publicado ayer por el Ministerio de Fomento ofrece por primera vez datos de las fianzas que los arrendadores de las 256 principales ciudades de España depositan ante los organismos autonómicos de vivienda. Y según esa fuente, dos localidades de Madrid y una de Barcelona ocupan el podio de los arrendamientos más caros de España. Son Boadilla del Monte (1.200 euros mensuales), Pozuelo de Alarcón (1.167 euros) y Sant Cugat del Vallés (1.150 euros).

Las tres localidades más caras de España se ubican en zonas residenciales acomodadas de las dos grandes metrópolis españolas. De hecho, habitualmente aparecen en las primeras posiciones de la clasificación de los municipios con rentas más altas de España según las declaraciones de IRPF de sus residentes. Y también se caracterizan por tener viviendas más grandes que la media, con un gran porcentaje de unifamiliares, lo que lógicamente encarece el importe mensual del alquiler.

Si se analizan los precios por metro cuadrado, la ciudad más cara de España es San Sebastián con una media 14 euros por metro cuadrado. Le siguen Sant Josep de Sa Talaia, en Ibiza, con 12,6 euros por metro cuadrado, Barcelona (12,5 euros/metro cuadrado) y Madrid (12 euros/metro cuadrado).

En cambio, Barcelona supera a San Sebastián en la cuantía media mensual que se paga por los alquileres, con 930 euros frente a 926, ya que sus pisos son en general algo más grandes. La tercera capital provincial con las rentas mensuales más elevadas es Madrid, donde el promedio que se paga por un arrendamiento es de 865 euros.

Los datos publicados ayer por Fomento, a los que EL PAÍS tuvo un acceso parcial este miércoles, suponen un avance para conocer la realidad del mercado de alquiler en España. Hasta ahora, la mayor parte de la información procedía de los portales inmobiliarios, que se basan en los precios de oferta que los propietarios demandan. Pero puesto que en la negociación con los inquilinos estos suelen pedir rebajas, la información de las fianzas se considera más ajustada a la realidad de lo que se paga ya que equivale por ley a una mensualidad.

El método tiene sin embargo limitaciones. Hasta ahora solo se usaba marginalmente por deficiencias en su registro. De entrada, cuatro comunidades no obligan a que los arrendadores depositen ante un organismo autonómico las fianzas de los alquileres, y además Fomento ha encontrado que la información suministrada por algunas comunidades es insuficiente como para darle un uso estadístico (aunque sí están las que mayor peso tienen en el mercado). El decreto de alquileres del pasado marzo lo cambió todo: el texto obliga al Gobierno a poner en pie una estadística oficial de arrendamientos y para ello se solicitó a las comunidades una información más sistematizada sobre fianzas, que se usará junto con la información disponible en las declaraciones de renta.

Con esas limitaciones, el boletín del Observatorio del Suelo y de la Vivienda concluye que los alquileres subieron el año pasado de media en España un 5,2%. Puesto que con fianzas de años anteriores se ha calculado también las tasas de crecimiento del último lustro, el dato permite afirmar que los alquileres se moderaron en 2018 respecto al año anterior (13,4%). En datos absolutos, la cuantía media del alquiler en España se situó al año pasado en 674 euros mensuales, con un precio de 8,1 euros por metro cuadrado.

Sin embargo, el comportamiento no fue homogéneo por comunidades. En Madrid los precios continuaron disparándose y avanzaron un 15% interanual. Muy cerca de esa cifra se quedó Baleares (14,9%) y otros dos territorios avanzaron también a ritmo de doble dígito: Aragón (11,7%) y Comunidad Valenciana (10,2%). Entre las 31 provincias sobre las que Fomento tiene datos suficientes, solo en dos retrocedieron los precios el año pasado respecto a 2017: Santa Cruz de Tenerife (-0,2%) y Teruel (-2,1%).

Sobre las características del parque de alquiler residencial español, obtenido con datos de las declaraciones de IRPF de 2017, el boletín de Fomento destaca el peso del arrendamiento en edificios antiguos. Más del 25% del las viviendas ubicadas en edificios anteriores a 1960 se encuentran en arrendamiento. Y lo mismo pasa con los pisos más pequeños, ya que de nuevo más de uno de cada cuatro apartamentos con menos de 75 metros cuadrados se usan para alquiler.

En cuanto a volumen, lo mayores mercados de alquiler a nivel local se corresponden lógicamente con las ciudades más pobladas. Madrid tiene 312.970 pisos en arrendamientos y Barcelona dispone de 180.128 inmuebles. Les siguen Valencia (65.454 pisos en alquiler) y Zaragoza (52.331), que pese a tener menos población que Sevilla se encarama a la cuarta posición.

clubwifiusa


Sources: elpais.com

Related posts

La exportación deja fuera de competencia a la industria de harinas y aceites – 15/01/2019

admin

Embistió contra una casa e intentó huir

admin

Desde la presidencia del Consejo de la OEA, Bolivia se solidariza con los nueve detenidos en Chile

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.