Rodexo
Ciencia

El aeropuerto de Hong Kong reanuda su actividad tras las protestas | Internacional

El aeropuerto de Hong Kong reanuda su actividad tras las protestas | Internacional



El aeropuerto de Hong Kong ha retomado su actividad a primera hora de esta mañana, después de que una multitudinaria sentada ayer por la tarde obligara a cancelar todos los vuelos a partir de las cuatro. Los mostradores de facturación han vuelto a abrirse hace unas horas y las autoridades han confirmado su intención de recolocar todos los vuelos afectados por el corte de ayer. A las 8 de la mañana de hoy, más de 300 vuelos han sido cancelados desde la medianoche y es de esperar que esta cifra siga creciendo.

Varios miles de manifestantes acudieron ayer al aeropuerto de la ciudad, uno de los más concurridos del mundo, para expresar su rechazo a la violencia ejercida por la policía en la represión de las protestas del domingo. Los enfrentamientos entonces se saldaron con 45 personas heridas, una de ellas una chica que recibió el impacto de una pelota de goma en el rostro, a causa del cual ha perdido la visión de un ojo. De momento permanece ingresada y su pronóstico médico es reservado. Con el de ayer, se cumplían cuatro días consecutivos de protestas en el aeropuerto desde que el viernes tuviera lugar la primera concentración. Aunque en algún momento de la tarde se llegó a temer que las fuerzas de seguridad pudieran actuar en el interior del recinto, esta posibilidad fue descartada con alivio cuando una mayoría de los manifestantes abandonó las instalaciones por voluntad propia.

El aeropuerto de Hong Kong es un nudo clave en la comunicación aérea mundial, tanto de pasajeros como de productos. En 2017 transportó a poco menos de 73 millones de personas, lo que lo convierte en el octavo aeropuerto más transitado del mundo y el tercero de Asia, solo por detrás de Pekín –en el que se vivieron momentos de confusión ante la necesidad repentina de recolocar a más de un centenar de pasajeros– y Tokio. Su papel es aún más importante en el flujo de mercancías: desde 2010 es el primero del mundo en tráfico de carga. La construcción, inaugurada en 1998, se asienta en un territorio ganado al mar adyacente a la isla de Lantau y fue diseñada por el arquitecto británico Norman Foster.

Otro de los temas candentes en los últimos días también tiene como escenario el aeropuerto de Hong Kong, con las aerolíneas por protagonistas. Hong Kong Airlines, controlada por el grupo chino HNA, ha comprado varios espacios en periódicos locales para condenar la violencia, asegurando que los manifestantes desafiaron abiertamente el principio de Un país dos sistemas –el cual garantiza las libertades civiles de la excolonia pese a pertenecer a un estado totalitario–, al tiempo que expresaban su apoyo al ejecutivo local y a la policía de la ciudad.

Ahora que el gobierno chino se ha expresado sin dejar ningún resquicio de duda, calificando las protestas de “terrorismo”, las convenciones mandan que todos los líderes sociales y grandes empresas realicen su particular biaogetai –tomar posición pública en un asunto controvertido–. Es de esperar, por tanto, que más compañías expresen su apoyo a Pekín y su rechazo a las protestas con el objetivo de mantener a salvo su red de intereses comerciales, para las que, en una gran mayoría de casos, contar con el favor del gobierno chino es fundamental.

La aerolínea Cathay Airways, por su parte, se ha visto atrapada en el fuego cruzado. A finales de la semana pasada, la Administración de Aviación Civil de China exigió a la compañía, que tiene su base de operaciones en la excolonia, que prohibiera volar sobre el espacio aéreo chino a cualquier empleado que hubiera participado de forma activa en las protestas prodemocracia. Se trata de una decisión gubernamental sin precedentes que, de nuevo, debilita el principio de Un país dos sistemas, ya apunta a individuos que habían ejercido libertades reconocidas por la legislación imperante en Hong Kong. Esta medida, además, supone de facto suspender de empleo a los trabajadores señalados, ya que una mayoría de las rutas operadas por la compañía conectan con China continental.

En un comunicado oficial, la aerolínea aseguró que se plegaría a las exigencias del gobierno chino y también anunció el despedido de otros dos miembros de su plantilla por filtraciones, movimientos que han herido su cotización en bolsa, la cual roza un mínimo histórico de diez años. Todo esto incide en el daño económico que la actual crisis supone, como ha advertido el ejecutivo local en repetidas ocasiones, para el modelo de Hong Kong: una ciudad que había basado su prosperidad como eje del comercio global en su apertura y estabilidad.



Source: elpais.com

Related posts

¿Qué diría doña Emilia? | Ideas

admin

Atlético – Valladolid en directo, LaLiga Santander en vivo | Deportes

admin

Cercanía de ideas y política social, mayores razones del voto al PSOE | España

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.