Tecnología

Xiaomi Mi Smart Band 4 vs Huawei Band 3 Pro vs Fitbit Charge 3 vs Samsung Gear Fit 2 Pro: comparativa de pulseras inteligentes

Xiaomi Mi Smart Band 4 vs Huawei Band 3 Pro vs Fitbit Charge 3 vs Samsung Gear Fit 2 Pro: comparativa de pulseras inteligentes


La irrupción del Apple Watch (y sucesivos relojes inteligentes) puso en aprietos a los fabricantes de pulseras deportivas. Sobre todo a Fitbit, otrora líder del segmento y actualmente en horas más que bajas. Llegó un punto en que la defunción de tales accesorios se dio por segura, lo que afortunadamente no se ha cumplido.

Echando un vistazo a las cifras, la venta de smartwatches ha decrecido considerablemente (a excepción del diseñado por Apple). Mientras tanto, las ‘smart bands’ recuperan el terreno perdido, gracias seguramente a un precio mucho más asequible. Resultan además muy sencillas de utilizar: basta colocárnoslas en la muñecas y dejar que obren su magia, sea contando el número de pasos diarios, calorías consumidas u horas de sueño.

Con el lanzamiento de ‘Mi Smart Band 4’ a manos de Xiaomi, hemos querido comparar las características de los principales modelos en el mercado: Huawei Band 3 Pro, Samsung Gear Fit 2 Pro y Fitbit Charge 3.

Diseño, dimensiones y peso

La gran diferencia de Smart Band 4 respecto a la competencia es que se engarza en la propia correa (lo que otorga un plus de protección), en lugar de acoplarse el dispositivo por sus extremos superior e inferior.

En cuanto a dimensiones, Gear Fit 2 Pro resulta la pulsera más voluminosa (5,1 x 2,5 x 3,4 centímetros), seguida de Charge 3 (3,5 x 11,9 y 2,2 cm); Band 3 Pro (1,9 x 4,5 x 1,1 cm) y Smart Band 4 (1,7 x 4,6 x 1,1 cm). Hablamos únicamente de los módulos electrónicos, claro está.

Por peso, la opción más liviana corresponde a Fitbit (14 gramos sin correa) y la más pesada a Samsung (35 gramos en conjunto). Entremedias están Xiaomi (21,1 gramos) y Huawei (25 gramos).

En los cuatro casos hablamos de paneles OLED táctiles, aunque el de Fitibit no es a color y su resolución queda en desventaja. Esta última es idéntica en los modelos de Huawei y Xiaomi (240 por 120 píxeles), situándose Samsung en cabeza (216 x 432 píxeles).

Respecto a las pulgadas, Fitbit tampoco concreta en sus especificaciones; Fit 2 Pro se corona con sus 1,5 pulgadas y el resto se adscriben a unas convenientes 0,95 pulgadas.

Como último apunte, tan sólo Xiaomi indica un brillo de 400 nits, algo muy a tener en cuenta al usar la pulsera en exteriores (Charge 3 es la que más flaquea en este sentido).

La autonomía es un punto indispensable: no hay nada más farragoso que estar cargando nuestro dispositivo todos los días (otra razón por la que los relojes inteligentes no terminan de cuajar). Albergando una pantalla de mayor tamaño y resolución, Samsung echa el resto con una batería de 200mAh (hasta 4 días de uso frecuente).

Mi Band 4 promete una semana de uso continuado y hasta 20 días en tiempo de espera (135 mAh), con una carga inferior a las 2 horas; Band 3 Pro arroja cifras ligeramente inferiores al integrar una batería de 100 mAh y Charge 3 garantiza «hasta 7 días de funcionamiento».

Xiaomi es el único fabricante en ofrecer certificación IP68 (resistencia al polvo, el agua y a inmersiones hasta 50 metros, entre los 10 y los 50 grados centígrados).

Por su parte, Huawei, Samsung y Fitbit sólo hablan de ‘resistencia al agua’, con inmersiones de hasta 50 metros entre los 10 y los 45ºC. Al menos según las respectivas fichas de producto, Smart Band 4 parece la solución más completa.

Sensores, funciones, conectividad y almacenamiento

Xiaomi y Samsung ofrecen Bluetooth 5.0, frente al 4.2 de Huawei y el 4.0 de Fitbit (lo que termina impactando en el consumo de batería).

Los acelerómetros de Smart Band 4 y Band 3 Pro son de 6 ejes (Samsung no lo indica), tres más de los que integra el sensor de Charge 3. El pulsómetro es común a todos los modelos, si bien cada cual presenta alguna exclusividad: barómetro (Fit 2 Pro), NFC opcional (Smart Band 4 -sólo en China- y Charge 3); y sensor de infrarrojos (Band 3 Pro).

Por tipo de actividades a monitorizar, todas las pulseras miden desde caminatas al tiempo de sueño, pasando por carreras, paseos en bicicleta y sesiones de nado. Ahora bien, Samsung considera un mayor número de deportes y Fitbit ofrece una medición del descanso más exhaustiva (suya es también la aplicación para smartphones más completa de la muestra).

Finalmente, Gear Fit Pro es el rival a batir por capacidad de almacenamiento (4GB para la instalación de hasta 3.000 aplicaciones, según su sitio web). Smart Band 4 y Band 3 Pro apenas cuentan con 16MB de memoria; Fitbit no hace apreciación.

Mi Smart Band 4 cuesta 34,99 euros. Le siguen Band 3 Pro (55€); Gear Fit 2 Pro (desde 129€) y Charge 3 (134,95€).

En conclusión

Sobre el papel, Samsung Gear Fit 2 Pro es el modelo de vanguardia: pantalla a color más grande y de mayor resolución; buena capacidad de almacenamiento para la instalación de aplicaciones y mayor especialización deportiva. Su gran pero es el de la autonomía, donde queda lejos de sus más directos competidores.

En este sentido, Xiaomi ofrece una opción imbatible en relación calidad precio: pantalla a color de gran visibilidad, resistencia a la inmersión, más de una semana de uso continuado y funciones indispensables para este tipo de productos (monitorización de calorías, pasos, horas de sueño y ejercicio).

Costando 20 euros más, la Band 3 Pro de Huawei se antoja menos capaz, mientras que Fitbit se queda anticuada en panel y conectividad, por mucho que sus estadísticas sobre descanso y app convenzan por encima de las del resto.

clubwifiusa

Related posts

Los 10 videojuegos más vendidos en España el pasado julio

admin

eSIM: qué es y con qué operadores funciona en España

admin

Los Angry Birds invaden tu salón gracias a la realidad aumentada

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.