fbpx
Cultura

Los tres goyas recuperados de la Guerra Civil ya se pueden ver en el Bellas Artes

Los tres goyas recuperados de la Guerra Civil ya se pueden ver en el Bellas Artes


Son tres cuadros pintados por Francisco de Goya a finales de la década de 1780. Se trata de los retratos de los nobles Bernarda Tavira, su hijo Antonio Adán de Yarza y su nuera María Ramona de Barbachano. Desde esta mañana lucen en la sala ‘W’ (en alusión a ‘war’, el vocablo anglosajón que significa ‘guerra’) del Museo de Bellas Artes de Bilbao. Este importante patrimonio artístico regresa a Bizkaia, después de que fuera evacuado en 1936 del palacio Zubieta, en Ispaster, por orden del Gobierno vasco para su conservación.

Había miedo a que las obras de arte fueran destruidas por las bombas o saqueadas durante la Guerra Civil. En el momento de su salida, las tropas de Franco avanzaban hacia Bilbao, tras haber doblegado la defensa de Gipuzkoa. Durante 82 años, los cuadros han permanecido en paradero desconocido. Se les perdió la pista después de ser trasladados en 1937 a Francia por parte de una expedición del Ejecutivo vasco, que los entregó a su legítima dueña: María Adán de Yarza, que falleció en 1947 en el exilio.

Desde este momento hasta principios de los 90, su suerte es un misterio. Según el director del Bellas Artes, Miguel Zugaza, las obras estuvieron «a buen recaudo, en el extranjero», lo que hace pensar que pudieron ser almacenadas en alguna consigna o depósito de un banco, pudiendo incluso haber salido de Francia.

Su regreso comenzó a gestarse en 1990, cuando una de las grandes expertas en la pintura de Goya (Juliet Wilson-Bareau) fue contactada y pudo estudiar las obras en un lugar que no ha sido desvelado. Ella, presente hoy en la pinacoteca bilbaína, ha sido, en gran medida, la responsable de certificar la autenticidad de los cuadros.

La familia propietaria ha accedido ahora a que las pinturas, de las que solo había referencias bibliográficas, se puedan exponer en el Bellas Artes, tras ser sometidos a una minuciosa restauración y catalogación. Su regreso ha sido relativamente complejo. El Museo del Prado ha participado en la operación con la preparación de la documentación básica. El propio Zugaza intermedió con el Ministerio de Cultura para garantizar que las obras pudieran regresar sin ninguna consecuencia para los legítimos dueños. Hay que tener en cuenta que este patrimonio ha permanecido oculto hasta ahora a ojos de las autoridades.

Juntos a los retratos se puede contemplar también la caja en la que fueron trasladados a Francia. Los cuadros salen a la luz un 26 de abril, una fecha simbólica para Bizkaia y su arte, ya que coincide con el aniversario del brutal bombardeo de Gernika, que inspiró a Pablo Picasso para plasmar su famoso cuadro antibelicista. Zugaza lo ha atribuido, no obstante, a una casualidad y a la dificultad para cuadrar las agendas de los diferentes expertos que hoy han estado presentes en la puesta de largo de los Goya de Zubieta.

El futuro de estas obras es aún una incógnita aunque hay «esperanza» de que puedan quedarse más tiempo en el museo bilbaíno. La familia no quiere venderlos. No obstante no se descarta que se pudiera llegar a algún acuerdo para su depósito y exhibición.

La caja en la que fueron trasladados a Francia los cuadros.

Al acto han acudido una representante de la familia propietaria, Bibiñe Belausteguigoiti, así como una de las grandes expertas mundiales en Goya Juliet Wilson-Bareau, el director del Bellas Artes, Miguel Zugaza, y el diputado general, Unai Rementeria.



Sources:
elcorreo.com

Related posts

8M 2019: Ana Rosa y Susanna Griso no hacen huelga feminista; María Casado y Pepa Bueno, sí

admin

Crítica de ‘Downton Abbey’ (2019): En la encrucijada

admin

Los conciertos del finde: Miguel Poveda, Pasión Vega, Vanesa Martín, Suzanne Vega, Juan Perro…

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.