Tecnología

Las mejores apps para ahorrar batería en iPhone y Android

Las mejores apps para ahorrar batería en iPhone y Android


Hace 20 años las baterías de los teléfonos móviles duraban más que ahora. Unos sistemas operativos más potentes y todas las apps instaladas necesitan cada vez más energía, obligando a recargar el smartphone con frecuencia. ¿Quién no ha tenido que recurrir al modo de bajo consumo o ahorro de batería para que el teléfono no se apague antes de llegar a casa? Pero este modo, aun siendo efectivo, inhabilita buena parte de las funciones del teléfono. Para evitar llegar a esos extremos se pueden corregir algunos hábitos. Estos son los errores más habituales que se cometen y la forma de solucionarlos:

La pantalla es una de las grandes consumidoras de batería. Al tener el brillo alto se ve todo mucho mejor, especialmente si hay una fuerte iluminación ambiental, pero también el aparato consume mucha más energía, así que es una de las principales medidas que se pueden adoptar para no tener que recargar con más frecuencia de la necesaria.

Tener muy alto el tiempo hasta que se apague la pantalla

Otra opción es reducir el tiempo de espera hasta que el teléfono entra en suspensión de forma automática y se apaga la pantalla. Cuando se utiliza el terminal, la pantalla permanece encendida y los procesos activos están en funcionamiento, pero si se deja de usar unos segundos entra en reposo y, por tanto, consume mucho menos. En Ajustes>Pantalla se pueden indicar los segundos que transcurren entre el uso de la pantalla y la entrada del dispositivo en suspensión.

Tener activadas notificaciones innecesarias

Las notificaciones son útiles en algunos casos, pero también suponen que la pantalla se encienda y se apague. Hay numerosas apps que las tienen activadas y no todas son realmente importantes. En Android hay que ir a Ajustes> ‘Aplicaciones y notificaciones’ y ahí ir eligiendo las apps una por una para comprobar si están activadas las notificaciones y ver si se pueden desactivar o si son necesarias. En iOS hay que ir a Ajustes>Notificaciones y dejar activadas solo las que se desee.

Tener activada la red cuando no hay cobertura

Al estar en una zona sin cobertura el móvil intentará encontrar una red constantemente, con el consiguiente gasto de la batería, así que lo más recomendable es poner el modo avión hasta volver a una zona con cobertura de red o de datos. Para estar en un lugar (como un concierto o película de cine) en el que no se va a poder utilizar el móvil durante un rato y no se quiere apagar el móvil también es recomendable activar este modo para realizar el menor consumo posible.

Tener activado siempre el Bluetooth

Las conexiones por Bluetooth son cada vez mejores y ya no consumen tanta batería como antes, pero no se suelen utilizar con frecuencia, por lo que es aconsejable activarlas solo cuando se vayan a usar. Lo mismo puede hacerse con el Wi-Fi en aquellos sitios en los que no hay red, aunque en este caso es menos recomendable porque resulta fácil olvidarse de conectarlo. Además, hay aplicaciones que utilizan el Wi-Fi, el GPS y los datos móviles para monitorear la ubicación del teléfono. Hay que ver en cada caso si interesa permitirlo.

Cerrar y abrir apps con frecuencia

Normalmente se piensa que las aplicaciones abiertas que no se están utilizando gastan batería, por lo que resulta conveniente cerrarlas. La realidad es que no es así, pudiendo producirse el efecto contrario. Los sistemas operativos actuales son capaces de gestionar la memoria y el consumo del teléfono: únicamente consumen las aplicaciones que se están utilizando, no las que están en segundo plano. Si se cierra una app que no se va a utilizar en un rato y, al poco tiempo, se vuelve a abrir, sí que consumirá recursos del teléfono, incluida la batería, de manera que solo hay que cerrar una app si no se va a utilizar en un tiempo.

Usar fondo negro en una pantalla LCD

Los fondos animados requieren más batería, pero mucha gente piensa que si la imagen que utiliza es negra consume menos. Esto funciona en las pantallas AMOLED y OLED, ya que los píxeles negros no gastan energía, pero en las pantallas LCD el píxel permanece encendido aunque muestre un color muy oscuro, de forma que no afecta al nivel de la batería.

Mantener apps y widgets con intercambio constante de datos

Elegir la actualización constante del correo, las redes sociales o tener widgets de meteorología o noticias permite estar al tanto de cualquier cambio o entrada nueva al instante, pero es una carga para la batería. Revisando el uso de la batería (que se puede consultar en el menú Ajustes>batería>uso de la batería) que hace cada app se puede comprobar si hay alguna aplicación que consuma demasiada y, en ese caso, convendría buscar una alternativa.

Mantener activada la localización en apps que no se usan

Al instalar una aplicación puede que pida acceder a la localización del teléfono. Esto supone que emplea el GPS, los sensores y las redes Wi-Fi o de datos móviles para determinar la ubicación del dispositivo. Entrando en Ajustes>Seguridad y Ubicación se puede ver qué apps son las que la están usando. En el caso de iPhone esta opción está en Ajustes>Privacidad>Localización. En aquellas donde no sea necesario hay que marcar la opción ‘Al usarse’.

No actualizar el sistema operativo

Otra buena idea es tener actualizado siempre el sistema operativo, ya que tanto Google como Apple intentan optimizar al máximo Android como iOS, lo que incluye el consumo de batería.

Cinco apps para gestionar el uso de la batería

Todas estas opciones pueden gestionarse entrando en los menús correspondientes, pero hay una manera más cómoda de controlar el uso de la batería del teléfono utilizando aplicaciones, la mayoría gratis y algunas con opción premium. Estas son cinco de las mejores:

Sirve para detener las aplicaciones en segundo plano y realizar configuraciones inteligentes predefinidas, además de decir exactamente cuánto tiempo de carga de batería queda. Sus creadores sostienen que puede obtener hasta un 50% más de vida útil de los dispositivos Android.

Una de las más veteranas. Deja en hibernación los procesos que no son necesarios o que se están ejecutando en segundo plano, lo que baja la demanda de energía a la batería. Eso sí, hay que quitar de la lista de hibernación a las apps que necesitan actualizar la información para funcionar.

Aprovecha tu batería. Indica las aplicaciones que consumen más energía y ayuda a cerrar las que son innecesarias. También muestra una predicción del tiempo de uso con la carga que tenga la batería.

Con diversos modos de ahorro para optimizar los ajustes del sistema y eliminar los archivos basura. Alerta cuando se calienta demasiado el terminal. Tiene una opción ‘VIP’ (de pago).

Realiza la doble función de optimizar la batería y ahorrar energía. Además, libera el rendimiento al detectar archivos basura que afectan a la vida útil de la batería y limpia el historial de búsqueda.

clubwifiusa

Related posts

Samsung potencia su gama media para frenar a Xiaomi y Huawei

admin

Google descubre el mayor agujero de seguridad de Apple

admin

Copernicus, un ‘gran hermano’ del espacio contra catástrofes

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.