Bolivia países

Inundaciones: el impacto productivo en cada zona del norte santafesino – 13/01/2019

Inundaciones: el impacto productivo en cada zona del norte santafesino - 13/01/2019



En el rincón noroeste de Santa Fe, en el límite con Chaco y Santiago del Estero, el algodón venía recuperando hectáreas campaña tras campaña pero las intensas lluvias de los últimos diez días terminaron de inundar los lotes y ahora se calcula que se perderán más de 7.500 hectáreas solo de este cultivo, según el último informe del Sistema de Estimaciones Agrícolas (SEA) de la Bolsa de Comercio de Santa Fe.

En uno de los pueblos más afectados por las inundaciones, Gregoria Pérez de Denis (El Nochero), la cooperativa Unión Agrícola de Avellaneda instaló una desmotadora -que implica empleo y desarrollo local- que ahora va a estar complicada por la falta de algodón.

Es solo un ejemplo del impacto económico y productivo que las inundaciones están produciendo en una de las regiones con menos infraestructura de Santa Fe. El gobierno provincial estima que hay 300.000 hectáreas afectadas por los anegamientos y unas 190 personas evacuadas.

Las cerdas y otros animales de pequeños productores están pariendo en el barro.

Newsletters Clarín

Cosecha de noticias | Lo más destacado de la agroindustria y las economías regionales.

Todos los martes.

María Inés Parodi, jefa de de la agencia del INTA en Tostado, la capital del departamento 9 de Julio -el más afectado por las inundaciones- estima que se va a perder el 80% de los lotes de girasol que estaban listos para ser cosechados. “Los daños a la soja y al maíz también van a ser muy graves y no se van a poder sembrar los planteos de segunda y tercera, que son característicos de esta zona”, le contó a Clarín Rural.

Los productores más pequeños, que se dedican a la cría de cerdos y chivos, entre otros animales, están sufriendo gravísimas pérdidas que dejarán secuelas durante los próximos meses. Durante los últimos días, las cerdas parieron en medio del barro y el agua, en muy malas condiciones sanitarias.

“En el corto plazo, la ganadería logró acomodarse mejor, porque los animales se refugiaron en las lomas, pero la producción de reservas forrajeras va a estar seriamente afectada y el otoño y el invierno los costos van aumentar significativamente”, adelantó Parodi.

Muchos pobladores rurales quedaron aislados por el avance de la masa de agua.

En un informe especial del INTA, Mario Basan Nickisch, experto del INTA Reconquista, también advirtió que en los últimos 30 días se acumularon unos 400 milímetros en muchas zonas del norte santafesino. Las últimas tormentas, además, están afectando otras zonas.

En la ciudad de Florencia, por ejemplo, en las últimas horas precipitaron unos 250 milímetros de lluvia, mientras que Villa Guillermina tiene gran parte de su territorio inundado y con graves problemas en el casco urbano y en la cuenca del arroyo Los Amores. “Lo mismo sucede en la localidad de Vera y varios parajes rurales”, detalló Basan Nickisch.

El INTA también hizo un relevamiento para precisar las dificultades en cada región:

Santa Margarita: es uno de los distritos más afectados. Los caminos están intransitables, hay pérdidas importantes de cultivos cercanos al 100% en algodón y soja. El girasol dependerá de las futuras condiciones climáticas para que permitan su cosecha. Los productores ganaderos manifestaron que el ganado vacuno si no se puede sacar de zona corre serio riesgo de muerte.

Localidades como Santa Margarita y El Nochero quedaron rodeadas por el avance del agua.

Villa Minetti: la zona oeste es la más perjudicada. Caminos vecinales cortados e intransitables dejaron aislados a pobladores de las colonias La Hiedra y El Dichoso. Si continúan las lluvias, los lotes de girasol pueden perderse por no tener piso para su recolección. Un 60% de la soja y el maíz se perdieron. La superficie que no logró sembrarse, no tendrá perspectivas de implantarse más adelante.San Bernardo: además de tener los campos anegados, están cortados los caminos vecinales desde la Ruta Provincial Nº 77 a la Ruta Provincial Nº 13. La zona es casi exclusivamente ganadera y el mayor problema es la intransitabilidad de los caminos de tierra, además de las zonas anegadas que complican el normal desenvolvimiento de la hacienda, poniendo en serios riesgos su supervivencia.Pozo Borrado: la zona cercana al límite con Antonio Pini es la más complicada, con pérdidas ocasionadas por caída de granizo en cultivos de girasol y soja. Se agrava la situación de transitabilidad de caminos por el paso de camiones para sacar la producción de leche y la cosecha.

Un vecino de San Bernardo, en el noroeste santafesino, compartió una foto que muestra la cantidad de agua acumulada en los campos de la zona.

Tostado: las lluvias fueron menores y no se observan pérdidas de cultivos, al igual que en el distrito Gato Colorado. Por su parte, Logroño es el distrito más afectado del sur del departamento. La recolección de girasol se encuentra atrasada por falta de piso. También se demoran los trabajos de siembra, con riesgo de disminuir marcadamente la superficie de soja. En cuanto a la producción ganadera, el impacto se medirá en los próximos meses. En principio, se sabe que no se va a contar con reservas forrajeras debido a la imposibilidad de siembra y confección.Intiyaco: el mayor problema lo tienen las poblaciones, ya que al cortarse la RP Nº 3 en varios sectores y dificultar el acceso, afecta la entrega de provisiones y el traslado de personas con riesgos de salud. Sobre esto están actuando Salud Pública, en conjunto con Defensa Civil y las Comunas, con muchos problemas por el estado de las rutas.

clubwifiusa


Sources:
clarin-com

Related posts

Eduardo Coudet está enojado con los jugadores y piensa en cambios – 19/08/2019

admin

Entre Ríos: Mataron a un policía de un tiro en la cabeza durante un allanamiento

admin

Te resumimos la vida de la curvilínea Demi Lovato con estas 21 encantadoras fotos

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.