Argentina países

Primer empleo: los jóvenes buscan líderes que les permitan crear – 09/12/2018

Primer empleo: los jóvenes buscan líderes que les permitan crear - 09/12/2018



Poder innovar, crear y desarrollarse son fuertes aspiraciones de los jóvenes cuando ingresan al mundo del trabajo. En consonancia con estas motivaciones, esperan encontrar líderes que los ayuden a crecer, antes que expertos que buscan sumar resultados a su propia cosecha.

Así podrían resumirse las principales conclusiones del estudio “Carrera de los sueños 2018” que la consultora Cia de Talentos elaboró a partir de una encuesta online a 132.682 jóvenes de América Latina, 11.049 de ellos, argentinos.

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

De esa consulta surge también una lista de las “empresas soñadas”. Este año, el podio fue ocupado por Google, Unilever y Banco Galicia.

La primera pregunta que el cuestionario propone a los jóvenes es si tienen una empresa u organización en la que sueñan trabajar. En el caso de los participantes argentinos, el 65% contestó que sí.

“Este fue uno de los principales insights de la encuesta de este año. Porque el año pasado, sólo el 42% había contestado que sí tenía una empresa de los sueños”, dice Patricio Navarro Pizzurno, gerente general de Grupo Cia de Talentos Argentina. “Tenemos un contexto regional en toda Latinoamérica de mayor imprevisibilidad e incertidumbre, por elecciones presidenciales en distintos países y por un contexto regional difícil. Y en los resultados de la Argentina, empieza a mellar en el público joven la crisis laboral y económica”, indica Navarro Pizzurno.

Según su análisis, es producto de este contexto que las opciones de experimentar otros modelos de trabajo o de participar de una startup han caído respecto de años anteriores. “Los jóvenes que empiezan a canalizar su aspiracionales laborales y profesionales, vuelven a mirar con cariño a las empresas consolidadas y muestran cierto recelo con las startups o los modelos alternativos”, explica.

Esto se hace visible, por ejemplo, en la pregunta “Estilo de empresa que prefieres para trabajar”: el 45% optó por “Empresa ya consolidada” y sólo el 8% eligió “Startup”. El resto, señaló que le era indiferente.

En el mismo sentido, desapareció del top ten del ranking de empresas soñadas la “empresa propia”, que en 2016 se ubicó décima. “Estábamos en el período romántico del emprededorismo”, dice Navarro Pizzurno. “Ahora se produce un movimiento pendular, que arrima un poco más el aspiracional hacia la empresa, empujado por la situación de crisis”.

Por otra parte, entre el 35% que contestó que no tenía una empresa de los sueños, el 36% dijo que lo que tenía era una carrera de los sueños y el 24% que no conocía una empresa que fuera de sus sueños. Pero sólo el 13% eligió la opción “Es la empresa que voy a crear”.

Antes que a un experto, los jóvenes buscan en un líder a un gran mentor, que genere aprendizaje.

Que los jóvenes busquen un marco consolidado para su desarrollo, sin embargo, no implica que depongan sus ganas de crear. Las dos primeras respuestas a la pregunta sobre qué característica hace especial a la empresa soñada, fueron “Capacidad de innovar, tranformar el mercado” (28%) y “Equipo profesional innovador” (21%).

También en esta línea se ubica la opción más elegida para la pregunta “Por qué es la empresa/organización de tus sueños” la compañía que elegiste, que fue “Posibilidad de hacer lo que me gusta/ realización profesional” (29%). Le siguieron “Aprendizaje/Desarrollo constante” (17%) y “Posibilidad de experiencia internacional” (12%).

“Las necesidades no cambian, lo que cambian son los modos de satisfacerlas”, reflexiona Navarro Pizzurno. “Antes se buscaba satisfacer esa necesidad de innovar en la startup. Ahora, la necesidad sigue siendo la misma, pero el mercado los obliga a volver a las empresas”.

Jóvenes de hoy, líderes de ayer

Los jóvenes que esperan desarrollarse e innovar en la organización que les dé trabajo, pretenden encontrar líderes que los ayuden a hacerlo.

“Percibimos desde hace unos años que los jóvenes hablan de los líderes como grandes mentores. Un formato de líder ‘desafiador’ y que genera aprendizaje, más que un experto, que es como tradicionalmente las compañías definieron a los líderes”, opina Esteban Morin, director para América Latina de Cia de Talentos. “Es una demanda generacional a mejores acompañamientos desde las empresas. El rol de un líder que se preocupa por el desarrollo de la persona y no solamente por el resultado que esa persona va a traer a su equipo”, agrega el consultor.

Las respuestas a la sección sobre liderazgo de la encuesta muestran esta tendencia. Las dos características más importantes para ejercer un cargo de liderazgo fueron “La personalidad” (41%) y “El interés en liderar personas” (23%). La menos elegida fue “El entrenamiento formal” (7%).

Cuando se les preguntó cómo sería el líder ideal, los jóvenes contestaron “Trabaja por el éxito del equipo y contribuye a su desarrollo” (37%), “Transparente y coherente con lo que dice y hace” (19%) y “Con foco en metas, tareas y recompensas proporcionales al desempeño de los liderados” (18%).

Al mismo tiempo, los jóvenes se muestran críticos con sus líderes actuales. El 33% de los que pasaron por una experiencia profesional (el 75% de la muestra), califica a su líder directo entre 0 y 6 puntos. El 38% le da entre 7 y 8 y el 29%, 9-10. Y si se les pregunta por el equipo de líderes de la empresa, las calificaciones más bajas aumentan a 41% y las más alta disminuyen a 14%.

Además, cuando se les pidió acordar o no con la afirmación “Las empresas necesitan cambiar modelos jerárquicos y poco participativos por un liderazgo distribuido, participativo y colaborativo”, el 73% dijo que sí; el 26% señaló que “parcialmente” y sólo el 1% dijo que no.

Al mismo tiempo, cuando se les preguntó si creían que los líderes actuales estaban cerca del modelo de liderazgo descripto arriba, el 49% contestó que todavía faltaba y el 34% que estaban muy lejos. Sólo el 11% indicó que sí.

Para los jóvenes, los líderes tienen que desaprender “que sólo el líder hace que empresa tenga éxito” (27%); “que sus ideas y opiniones son suficientes para entender una situación” (21%); “que sus decisiones no deben ser cuestionadas por el equipo” (18%) y “que tienen que tomar las decisiones solos” (18%).

Pero tal vez lo que más señala la crisis de liderazgo es la respuesta a la pregunta “¿Quién representa el liderazgo del futuro?”: El 89% de los encuestados optó por contestar “No sé / Nadie relevante”, y sólo el 11% puso un nombre. Lo curioso es que allí aparecieron en primer lugar Elon Musk; segundo, Steve Jobs, y tercero “Yo”.

“Hay una situación de anomia o de falta de referentes sociales que aparece en esta pregunta específica”, advierte Navarro Pizzurno. “No nos podemos hacer los tontos en las empresas: los jóvenes no están encontrando un líder empresario. El único que encuentran está a años luz, Elon Musk, o está muerto, Steve Jobs”, señala.

Habilidades

Otra sección de la encuesta indagó sobre la preparación para el mundo del trabajo. Se consultó sobre cuán preparados se sentían los jóvenes (del 1 al 10) para responder a los nuevos modelos de trabajo que requieren habilidades para la construcción de conocimiento y la resolución de problemas. El 33% se ubicó entre 0 y 6; el 51% entre 7 y 8; y el 16%, entre 9 y 10.

A la pregunta de si las universidades los están preparando para esa realidad, el 62% contestó entre 0 y 6; el 28%, entre 7 y 8, y el 10%, entre 9 y 10.

Según los jóvenes encuestados, las universidades tienen que mejorar en algunos aspectos, como “Contenidos/Actividades más próximas a la realidad del mercado” (27%), “Enseñar cómo se comporta el mercado y no sólo conocimientos técnicos” (17%) y “Estimular la participación en actividades extracurriculares y relacionarlas con los contenidos formales (17%).

La muestra

El relevamiento de Cia de Talentos se realizó a través de un cuestionario online entre 11.049 estudiantes y jóvenes profesionales argentinos de entre 17 y 26 años durante el primer semestre de este año. Aunque hubo respuestas de todo el país, los resultados presentan un sesgo respecto al lugar de residencia de los entrevistados: el 75% vive en la CABA.

En cuanto a los géneros, el 56% de los participantes se identificaron como mujeres y el 44%, como varones. La participación mayoritaria de mujeres tienen correlación con la distribución por género de estudiantes y graduados universitarios. Un rasgo de época: sólo el 9% integró alguna vez un movimiento estudiantil.

clubwifiusa


Sources:
clarin-com

Related posts

Mujer atropella a doce jóvenes en medio de manifestaciones y luego se da a la fuga

admin

No son 2, sino 5 los estudiantes enfermos por novatadas en Normal de Mactumatzá

admin

Diario Extra – Militares rusos aterrizan en Venezuela

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.