Ciencia

El ministro británico del Brexit dimite tras el acuerdo de May con la UE | Internacional

El ministro británico del Brexit dimite tras el acuerdo de May con la UE | Internacional



Barnier (izquierda) y Tusk muestran el documento tras reunirse este jueves. FRANCOIS LENOIR REUTERS

Poco antes, había anunciado también su renuncia el ministro para Irlanda del Norte, Shailesh Vara. En su caso, se trata de un defensor de la permanencia en la UE, por lo que su decisión refleja el profundo malestar provocado en todas las facciones del Partido Conservador por el pacto logrado por la primera ministra. Y una hora después, llegaba la tercera dimisión. Ester McVey, la ministra de Trabajo y Pensiones, tiraba también la toalla y acusaba a May de “no haber honrado el resultado del referéndum de 2016”. McVey era uno de los miembros más críticos del Ejecutivo con el resultado de las negociaciones con Bruselas y su dimisión ha sido la menos sorprendente, pero agrava la crisis. Aunque la que verdaderamente cuestiona el futuro político de May y de su estrategia es la de Raab.

“[El acuerdo] Deja al Reino Unido a medio camino, sin límite de tiempo para cuándo el país se convertirá finalmente en un Estado soberano”, ha dicho Raab en su carta a May, que ha publicado en su cuenta de Twitter. Raab ha renunciado al cargo por dos motivos, según su carta de dimisión. “Creo que el régimen regulatorio para Irlanda del Norte presenta una amenaza real a la integridad del Reino Unido”, ha escrito. Además, el que fue negociador con la UE desde que David Davis dimitió hace unos meses, ha mostrado su desacuerdo con el acuerdo de unión aduanera plasmado en el documento validado anoche por el Gobierno británico que ha tachado de “híbrido”. Cree, además, que no tiene ningún control democrático. “He dimitido como secretario del Brexit. No puedo, en buena conciencia, apoyar los términos propuestos para nuestro acuerdo”, concluye.

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, ha anunciado este jueves en Bruselas la convocatoria de una cumbre extraordinaria de la Unión Europea (UE) el 25 de noviembre para validar el acuerdo de divorcio con Reino Unido, al término de una semana de intensas consultas en el bloque. Mientras, en Londres, la primera ministra, Theresa May, tiene previsto defender en la Cámara de los Comunes el acuerdo en medio de duras críticas dentro y fuera de su partido, aunque el documento no se votará en principio hasta diciembre.

“Desde el principio no hemos tenido duda de que el Brexit es una situación en la que todos pierden y que las negociaciones sólo tratan de controlar los daños”, ha declarado este jueves Donald Tusk tras reunirse a primera hora con el jefe negociador de la UE, Michel Barnier, que le ha entregado el texto del acuerdo cerrado el miércoles con el Gobierno británico, un volumen de 585 páginas y contiene 185 artículos, tres protocolos (sobre Irlanda, Gibraltar y Chipre) y varios anexos sobre la retirada “ordenada” del Reino Unido.

Tusk detalló que a continuación el acuerdo será analizado por los Estados miembros y que a finales de semana los 27 embajadores se reunirán para compartir su evaluación del texto. También abordarán el mandato para que la Comisión Europea concluya la declaración política conjunta sobre la futura relación con el Reino Unido, un proceso en el que también “estarán implicados los ministros europeos”.

Según dijo, la Comisión planea acordar el próximo martes esa declaración sobre el futuro de la relación, de manera que los Estados miembros puedan evaluarla en las siguientes 48 horas, hasta el jueves, de cara a la celebración de la reunión de los líderes el domingo 25. “Déjenme decir a nuestros amigos británicos que, por mucho que me entristezca verlos partir, haré todo lo que pueda para que este adiós sea lo menos doloroso posible, tanto para ustedes como para nosotros”, concluyó Tusk.

Irlanda del Norte

El punto más controvertido es el protocolo sobre Irlanda del Norte, que fija que mientras no haya un acuerdo comercial bilateral definitivo, el Reino Unido será una unión aduanera pero la provincia británica tendrá una equivalencia normativa más estricta con la UE, a fin de evitar una frontera con Irlanda.

Para evitar la aplicación de la cláusula de seguridad, regulada por un Comité Conjunto, Londres podría solicitar una extensión del periodo de transición, que expira el 31 de diciembre de 2020.

El portavoz del Brexit laborista, Keir Starmerm, ha declarado este jueves al canal ITV que el acuerdo preliminar es “un fracaso miserable de la negociación”, un “documento de segunda clase” y “un caótico final” que refleja “las divisiones entre los conservadores”. Varios diputados tories expresaron ya ayer miércoles su malestar por el pacto y Jacob Rees-Mogg, líder del bando pro Brexit duro, llamó a sus colegas a votar en contra del acuerdo cuando se tramite ante el Parlamento británico el próximo diciembre.

clubwifiusa


Source: elpais.com

Related posts

Un león se escapa y mata a una trabajadora de un zoo en EE UU | Blog Mundo animal

admin

Euroliga Real Madrid baloncesto: Rudy y Ayón devoran al Maccabi | Deportes

admin

La idea de la Reconquista es “falsa” y “manipulada”, según los expertos | Blog Hechos

admin

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.